Rocky s√≥lo intentaba salvar a su due√Īo

ANA LUCAS Rocky, el perro que fue llevado a Zoonosis el 14 de mayo después de determinarse que había atacado hasta la muerte a su dueño, Juan Antonio, en su huerta de Beniaján, fue sacrificado el pasado lunes.El pastor belga pasó 14 días en el denominadoSistema de Licencia Antirrábica, para comprobar si el supuesto ataque se había debido a un brote de rabia, pero lo que se comprobó es que Rocky no sufría esta enfermedad. El siguiente paso legal era ver si alguien quería adoptarlo, pero, dadas las circunstancias (se decía que había matado nada menos que a su dueño a mordiscos), se descartó la idea. Después se llamó a la familia del difunto, para ver si querían acoger al can, y no lo quisieron.Rocky fue 'condenado a muerte' por un crimen que, según ha trascendido ahora, parece que fue un homicidio involuntario. Seguir leyendo...